Cultura general Dietas

¿Por qué las mujeres japonesas viven más tiempo y no suben de peso?

Estamos seguros de que usted ya ha oído hablar de la larga vida de los hombres y mujeres japonesas, algo que se atribuye casi únicamente a la elección de las comidas y a sus estilo de vida.

Anuncio

Tradicionalmente, la dieta japonesa ha sido apreciada por su beneficios para mantener la buena salud – no restrinja su visión de lo que es la comida japonesa sólo al sushi.

Naomi Moriyama ha decidido compartir los principios básicos de la cocina de su país en su libro “Las mujeres japonesas no envejecen ni suben de peso”. Ella argumenta que el modo de su madre de preparar comida, le ayudó a ella y a su marido a perder algunos kilos de sobra y también a incrementar sus niveles de energía.

Anuncio

Los 7 secretos de los japoneses para una buenísima salud

Los principios que los Japoneses siguen al elegir, preparar y comer los alimentos, todo juega un papel importante en la “Fórmula Mágica”. Usted probablemente habrá leído de esto anteriormente, pero Moriyama los resumió en siete categorías:

1. Dieta basada en pescado, soja, arroz, vegetales y frutas

Una comida japonesa hecha en casa es la clave del éxito. Olvídese de las complicadas comidas de restaurantes que son difíciles de dominar: una comida japonesa tradicional usualmente consiste de algún pescado frito, un poco de arroz a vapor, vegetales levemente cocinados, una taza de sopa de miso, un té verde y algo de fruta para el postre.

2. Porciones pequeñas

¿No ha notado que la comida que a usted le sirven en restaurante japonés siempre viene en platos pequeños que son placenteros para el ojo, y que a pesar de ser una porción pequeña, lo deja satisfecho?

La presentación es importante en Japón y la regla es saborear su comida lentamente.

Otras cosas que lo pueden ayudar a bajar la velocidad y comer menos incluyen:

• Los platos no deben estar repletos
• Cada variación de comida se sirve en su propio plato
• La comida se arregla de manera que demuestre su belleza natural
• Se recomienda dejar de comer cuando uno se siente 80% satisfecho

También puede usar el principio del “Control de Porciones” si usted desea perder peso. El control del tamaño de las porciones es uno de los cambios importantes que se deben hacer.

3. Secreto: Cocinar liviano

Cocinar a vapor, freír en sartén, freír por tiempos cortos sin mover la comida o freír revolviendo constantemente en un wok, son los métodos usados para preparar las comidas.

Los cocineros japoneses elijen aceites que no dañan al corazón y evitan los métodos que exponen los ingredientes a altas temperaturas por momentos largos.

También prefieren comidas frescas y se toman con calma el uso de salsas, así que usted puede percibir un sentimiento liviano en su estómago, pero al mismo tiempo se siente satisfecho.

japonesas

4. Nada de pan, sólo arroz

La dieta japonesa no incluye nada de pan. En vez de eso, el arroz hecho a vapor se sirve con cada comida, cosa que elimina el consumo de harina de trigo refinada . En estos días, el arroz simple se puede substituir fácilmente por la variación café (arroz integral) que es más sana.

5. El desayuno se fortalece con una sopa de miso

En Japón, el desayuno se considera una comida importante y grande, y se consume a través de varios platos pequeños. Un recipiente de sopa de miso, que es rica en probióticos, muchas veces se degusta con la primera comida del día para dar un empujón extra.

6. Menos postre

Los postres azucarados no son de costumbre en Japón. Los postres son servidos, pero son más pequeños y no se sirven tan frecuentemente como en occidente, donde estamos acostumbrados al azúcar blanca refinada.

7. Actitudes diferentes hacia la comida y la dieta

Las mujeres japonesas crecen siendo enseñadas a gozar de la comida y a consumir una gran variedad de alimentos; no se preocupan tanto de hacer dietas como las mujeres occidentales.

También, hacer ejercicios “de imprevisto”, como caminar en vez de andar en coche, mantiene a las japonesas delgadas, ya que ser activo es una parte importante de la rutina cotidiana.

 

Anuncio


Si te gusta, compártelo con tus amigos!