Probablemente Estás Comiendo AJO Blanqueado de China. Mira Como Detectarlo

Desafortunadamente, aunque consumimos ajo diariamente, es poco lo que sabemos sobre este versátil vegetal.

Anuncio

China produce el 80% de todo el ajo que se vende alrededor del mundo. Sólo en los EEUU, el año 2014 se importaron 138 millones de libras de ajo.

Por lo tanto, las posibilidades de que el ajo que compremos venga de China es enorme. Aunque el problema con esto es que este ajo está lleno de pesticidas dañinos y está altamente blanqueado.

Anuncio

Y es que las producciones más baratas de China han ganado terreno en todos lados, incluso en países donde el ajo orgánico se da fácilmente. Son los bajos precios lo que hace que los países importen ajo chino.

Ya varios alimentos chinos son controversiales en términos de salud. En el caso del ajo, ellos usan inicialmente cloro para blanquearlo (altamente tóxico para la salud humana), cultivado con aguas residuales, no tratadas y posiblemente contaminadas con plomo.

Tan pronto como el ajo es sacado del suelo, naturalmente presenta manchas, para lo que se usa el blanqueador y así quitarlas.

Según la “Australian Garlic Industry Association Henry Bell”, esta técnica de blanqueado detiene los brotes, los hace más blancos y destruye insectos.

Aunque el hecho es que el ajo es normalmente fumigado con bromuro de metilo, una toxina mortal. En niveles altos conduce a dañar el Sistema Nervioso Central y al Sistema Respiratorio.

Según las Naciones Unidas, es hasta 60 veces más dañino y peligroso que el cloro, es decir, este químico es cosa seria.

No hay duda de que nuestra salud es mucho más importante que un precio sólo un poco más bajo de la comida que compramos. Por lo tanto, aquí revelamos 3 maneras de identificar el ajo criollo, orgánico, en vez del que viene de China:

1. Raíces Sobrantes

Las regulaciones de importación que China debe seguir incluyen una que pide que el ajo venga SIN raíces. Por lo tanto, la quitan toda para prevenir dolencias y enfermedades del suelo. En cualquier lugar, consumir ajos cultivados orgánicamente, con sus raíces y todo, es seguro para el consumo.

2. Sabor Intenso

El ajo importado chino tiene un sabor metálico, debido a los niveles de alicina, que contribuye a su aroma y sabor.

3. Mayor Peso

Por ejemplo, el ajo estadounidense contiene menos agua que el ajo chino, ya que tiene un 42% de agua y el ajo chino alrededor de un 37%. Por lo tanto, antes de comprar ajos, apriétalos, y si están firmes, puedes comprarlo en el instante.

Si es posible, encuentra un lugar donde tengan ajo orgánico, con raíces y colorido y si ves que son blancos y vienen en mallas moradas, puedes estar seguro de que vienen de la China.

Anuncio