23 Maneras de Poner al Cerebro en su Lugar

A veces hay momentos donde las palabras adecuadas no se te vienen a la mente, los pensamientos van a la velocidad de la luz, y tratas de concentrarte, pero no puedes o simplemente no sabes qué hacer para tranquilizarte.

Anuncio

En una situación así, te pueden servir los consejos de Victoria Nazarevich.

La terapeuta Nazarevich aconseja que para conseguir tranquilidad y armonía no hace falta más que un lápiz y una hoja vacía. El secreto está en saber qué dibujar para cada situación…

Anuncio

Entonces, si te encuentras en una de las siguientes situaciones determinadas, lo recomendable es que empieces a dibujar lo que te enseñaremos a continuación

Si estás cansado, dibuja flores.

Si estás enojado, dibuja líneas.

Si te duele algo, esculpe.

Si estás aburrido, llena una hoja de papel con colores diferentes.

Si estás triste, dibuja un arcoiris.

Si tienes miedo, teje macramé o elabora aplicaciones de telas.

Si sientes angustia, haz una muñeca de trapo.

Si estás indignado, rompe el papel en pedazos pequeños.

Si estás preocupado, practica origami.

Si estás tenso, dibuja patrones diferentes.

Si necesitas entender algo, dibuja mandalas.

Si quieres entender tus sentimientos, dibuja un autorretrato.

Si es importante recordar tu estado, dibuja manchas de colores.

Si necesitas sistematizar tus pensamientos, dibuja celdas o cuadrados.

Si sientes que estás estancado y necesitas seguir adelante, dibuja espirales.

Si estás decepcionado, haz una réplica de una pintura.

Si estás desesperado, dibuja caminos.

Si necesitas recordar algo, dibuja laberintos.

Si quieres entender tus deseos, haz un collage.

Si necesitas recargar energías, dibuja paisajes.

Si quieres concentrarte en tus pensamientos, dibuja usando puntos.

Para encontrar la solución óptima a una situación, dibuja olas y círculos.

Si quieres concentrarte en una meta, dibuja cuadrículas y un blanco.

Anuncio